DEFENSA PERSONAL (Ninjutsu)

El Ninjutsu es un arte marcial tradicional (no deportivo). Nació en el Japón antiguo como una necesidad de defensa en situaciones de vida o muerte. Además de utilizar y defenderse contra armas tradicionales japonesas (como la katana), busca simular situaciones de la vida cotidiana, como combate a manos vacías, contra armas de fuego, cuchillos, palos, y cualquier otra arma u objeto dañino. Contemplando también la situación de enfrentarnos a más de un oponente.

La esencia es nunca plantear limitaciones o reglas durante el entrenamiento. Ideal también para mujeres que físicamente están en desventaja contra los hombres, normalmente suelen tener menos tamaño y su fibra muscular es más elástica y débil que la masculina.

El Ninjutsu nos permite entre otras cosas trabajar palancas sobre articulaciones causando un gran dolor, la presión y el golpeo con manos y pies sobre centros nerviosos y puntos débiles en la anatomía humana. De esta manera la efectividad de las técnicas no dependerá de la fuerza o contextura física del practicante o del agresor. Este tipo de técnicas pueden causar inutilidad momentánea o permanente de un miembro o sentido, shock o desorientación del agresor por el dolor, brindando así la oportunidad de escapar.